Oremos a Jesús Eucaristía en siete estaciones.


LAS SIETE ESTACIONES AL SANTISIMO SACRAMENTO DEL ALTAR.

Jesús Eucaristía (Fotografía: Daniel Castellón)

Jesús Eucaristía (Fotografía: Daniel Castellón)

PRIMERA ESTACIÓN: Soberano Señor Sacramentado. Aquí esta un pecador arrepentido, de haber tus mandamientos quebrantado y tus leyes divinas infringido. Aquí me tienes a tus pies postrados y me pesa el haberte ofendido. Peque Señor, he caído en Desgracia Imploro tu perdón dame tu gracia. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento!

SEGUNDA ESTACIÓN: De tu misericordia Dios piadoso, perdón espera mi alma arrepentida; pues se que eres afable y bondadoso y te gozas en verla convertida; a ti, Dios compasivo y generoso te prometo la enmienda de mi vida y me pesa del tiempo que he pasado ofendiéndote, ¡Oh Dios Sacramentado. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento!

TERCERA ESTACIÓN: Misericordia, Oh Dios omnipotente! imploro humilde, apiádate de mi. Y repito otra vez ingenuamente: Me pesa, oh Dios cuanto te ofendí. A tus sagrados pies sinceramente cumplirte ofrezco lo que prometí; ya ves que esta mi corazón contrito afírmame en tu amor, Dios infinito. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento!

CUARTA ESTACIÓN: En ti, mi Dios esta mi pensamiento y absorta contemplándote mi alma Ilumina, Señor mi entendimiento a mis pasiones dales dulce calma. De cuanto te ofendí, ya me arrepiento y me presento con olivo y palma, símbolos son pura fe y concordia Misericordia, ¡Oh Dios!, Misericordia. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento!

QUINTA ESTACIÓN: Siento un jubilo suave, un gran contento, postrado ante ese altar considerando, que estas, Señor en ese Sacramento, que es a mi Dios a quien estoy hablando, ¡Que grande majestad! ¡Que gran portento! ¡Oh que amable verdad, estoy gustando! Sacramento divino yo te adoro; te venero con fe, tu gracias imploro. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento!

SEXTA ESTACIÓN: No es posible que exista en este suelo quien merezca cariño puro y fino como el que te consagro, ¡Oh Dios del cielo! tu solo eres mi amor, Jesús divino. Tu eres mi redentor y mi consuelo; todo cuanto en ti veo es peregrino se enajena mi alma al contemplarte y siento gran placer al venerarte. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento !

SÉPTIMA ESTACIÓN: Para pagarte, Señor mío, en algo lo mucho que pecando te ofendí, ss nada lo que puedo y lo que valgo más te diré que estoy arrepentido ya del mal vivir con brío salgo Por tu gracia, oh Dios, fortalecido para ayunar, orar y en penitencia prestar siempre tus leyes obediencia. Padrenuestro, Avemaría, gloria. Santísimo sacramento, seas bendito y alabado y Eternamente adorado. ¡Oh soberano portento!

OFRECIMIENTO DE LA ESTACIÓN
En memoria, Señor de tu pasión, de tu muerte en la cruz, de tu agonía, porque tanto se aflige el alma mía; yo te ofrezco, Señor esta estación. ¡Ojala que me guíe a salvación! Pues todos mis sentidos a porfía, con respeto, contento y alegría se enajenan en tu contemplación. De un pecador contrito y humillado, dígnate recibir aquí esta ofrenda; Concédeme tus gracias, Dios amado y tu misericordia a mi descienda, pues te adoro, Señor, con fe sincera y con fervor mi alma te venera. ¡Viva Jesús Sacramentado, Viva y de todos seas mi amado!

Author: Luis Granados

Corresponsal de Cucurucho en Guatemala, en El Salvador.