La Madrugá: una marcha de España para el mundo


“La Madrugá”: una marcha de España para el mundo

La he escuchado muchas veces, no obstante, no fue sino hasta la impecable ejecución realizada por la banda “La Sacra Armonia” del pasado sábado 24 de febrero, en el marco de la velación de Jesús de La Buena Muerte, que me decidí a escribir sobre esta marcha española, que goza del agrado en la Semana Santa de Guatemala.

Me refiero, claro está, a “La Madruga”. Esta marcha escrita por Abel Moreno Gomez en 1987, fue estrenada un Martes Santo durante la Estación de Penitencia de la Hermandad de los Estudiantes de Sevilla, por la banda que acompaña a su titular mariana, María Santísima de La Angustia.

Su fuente de inspiración, por muchos conocida, la encontramos en la célebre “Madrugá” de Sevilla, sin lugar a dudas, la jornada más importante de su Semana Santa.  A lo largo de su ejecución, se plasmaron auditivamente seis momentos,  correspondientes a  cada de las Hermandades que la recorren, en su orden: El Silencio, El Gran Poder, La Macarena, El Calvario, La Esperanza de Triana y Los Gitanos.

Hoy “La Madrugá” de Abel Moreno se considera ya un “Himno de la Semana Santa” que ha sido interpretada por bandas de  Guatemala,  Colombia, Chipre, Cuba, Malta, Italia, Francia y Alemania, entre otros.

Sus notas han formado parte de bandas sonoras de películas tales como la alemana “Bin ich schön”, la francesa “Passo Pasión”, las españolas “Alatriste”, “La orquesta de las mariposas”, “Spich”.

En nuestro país, fue ejecutada por primera vez, el 11 de julio del 2008 durante el concierto realizado por motivo del cincuentenario de la Hermandad de Dolores de la Recolección bajo la dirección del Maestro Carlos Enrique Gómez Figueroa con un arreglo del Maestro Héctor Gómez.

De allí en adelante todo es historia,  pues en la mayoría de procesiones de la Cuaresma y Semana Santa no falta esta marcha que, dada su cadencia, casa perfectamente con el vaivén y ambiente de las andas procesionales de nuestro país.

¿Que por ser extranjera  debería ser eliminada de nuestras procesiones tal como muchos discuten?, no estoy de acuerdo que, en aras de un patriotismo rancio, deba privarse a nuestra Semana Santa de ser enriquecida del más puro arte, sin  importar de donde proviene.  Con pasos y bordados españoles, túnicas, joyas y urnas francesas, ¿ cuál es el problema de adoptar una cantidad adecuada de música procesional extranjera?. Al final, el gusto popular es el encargado de desechar o cobijar de forma natural, aquello que se considera congruente con la configuración actual de la Semana Mayor en Guatemala.

Con información de: http://sevilla.abc.es/pasionensevilla/actualidad/noticias/treinta-anos-la-madruga-una-marcha-pelicula-113763-1497952782.html

Author: Israel Santos

Colaborador de Cucurucho en Guatemala.