Jesús de las Tres Potencias en el terremoto del 4 de febrero de 1976

Portada Periódico Jesús de las Tres Potencias

Por: Lic. Juan Alberto Sandoval

Contando con 11 años de edad, recuerdo claramente la reunión de los directivos y miembros del comité pro hermandad de Jesús de las Tres Potencias en las primeras horas de la mañana del 4 de febrero de 1976.

Cuando ingresamos al templo de La Parroquia y pude presenciar el destrozo en el edificio -pérdida de acabados en paredes, repellos, y fisuras en las paredes y campanarios. Pude ver cómo Jesús Nazareno, gracias al patibulúm de su cruz -la parte más larga-, que al quedar a rostro de la pared en donde se atoró; esta cruz evitó la caída al vacío de la imagen de Jesús nazareno desde lo alto del mueble del altar mayor, unos 4 metros, en donde estaba colocado para la veneración.

Ingresaron al templo Don Fausto Barreda, don Augusto Caballeros, los jóvenes Rosalío Ortíz, César Caballerosm, Rodolfo Caballeros, y mi hermano Carlos Sandoval entre otros que no recuerdo el nombre, para descender la imagen y ponerla a resguardo a nivel de piso en el templo.

Una flor en la tumba de los devotos y vecinos del barrio fallecidos en esa madrugada trágica.