Hermandad de San Cristóbal el Bajo resguardará las Túnias de Jesús Nazareno

Jesús Nazareno de San Cristobal el Bajo

Hermandad de la Consagrada Imagen de Jesús Nazareno de la Humildad y Santísima Virgen de Dolores, Templo de San Cristóbal el Bajo, La Antigua Guatemala.

Con el paso de los años, la fe y devoción a nuestra Consagrada Imagen de Jesús Nazareno de la Humildad y Virgen de Dolores fue creciendo, y muestra de ello es el crecimiento de devotos cargadores en su solemne procesión de Jueves Santo en la que recorre la ciudad de la Antigua Guatemala. Muestra de esta devoción son también las ofrendas y donaciones que llegan para el bello nazareno, como lo son las túnicas, cruces, mantos y tunicelas tanto para Jesús Nazareno y la Santísima Virgen de Dolores, que estrenan cada jueves santo en su procesión, y que en los últimos años han sido donaciones de sus devotos.

Sin embargo, la hermandad tenía la dificultad de no contar con un lugar adecuado para el resguardo de dichos ropajes, por lo cual hace algunos meses se emprendió por fin el proyecto del Mueble para el resguardo de estas vestimentas, que por motivos económicos no se había podido realizar en años anteriores.

Para alegría nuestra y de los devotos, a finales de octubre fue colocado el primer módulo, y este martes 13 de diciembre fue colocado el último modulo de 3 que conforman este mueble, y que está colocado ya en la sacristía del templo.

Dicho mueble tiene 85 pulgadas de alto  por 31 pulgadas de fondo, y está compuesto por 3 módulos de 65 pulgadas haciendo un total de 195 pulgadas de largo. Los ropajes serán colocados en serchas para conservarlos de mejor manera.

La elaboración fue costeada con aportes económicos de diferentes personas y de las ofrendas de las familias que recibieron las réplicas de Jesús De La Humildad y la Santísima Virgen de Dolores.

Este domingo en la misa dominical será bendecido el mueble, para lo cual la hermandad invita cordialmente a los devotos para entregar este regalo a nuestras veneradas imágenes. Asimismo, se estarán vendiendo los números de nuestra tradicional rifa anual, cuyos fondos serán destinados a los gastos de cuaresma y semana santa 2017 en nuestro templo.